Jeroglíficos de 5.000 años de antigüedad reescriben la historia de los primeros faraones egipcios

Cerca de 60 dibujos grabados en la piedra e inscripciones jeroglíficas con una antigüedad de 5.000 años han sido descubiertos en Wadi Ameyra, en el desierto del Sinaí. De acuerdo a los arqueólogos, fueron creados por expediciones de minería enviadas allí por los primeros faraones del Antiguo Egipto, de quienes revela detalles hasta ahora desconocidos.

Una de las inscripciones habla sobre la reina llamada Neith-Hotep, co-fundadora de la Dinastía I, quien gobernó Egipto como regente del joven faraón Djer. Los investigadores estiman que los grabados más ancestrales alcanzan una edad de 5.200 años mientras que los más «recientes» tienen 4.800 años y nombran al faraón Nebra, el segundo faraón de la Dinastía II de Egipto.

 «Las inscripciones eran probablemente una forma del Estado Egipcio de proclamar su posesión sobre el área», dijo Pierre Tallet, profesor de la Université Paris-Sorbonne al portal Live Science; y añadió que el objetivo de las antiguas expediciones autoras de las mismas era la minería del cobre y la turquesa. Sin embargo, en algún momento durante el reinado de Nebra, la ruta de las expediciones cambió y Wadi Ameyra dejó de ser uno de sus destinos.


Leer el artículo completo: Mystery Planet
    Blogger Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar su comentario ;)