En la piscina no se te ponen los ojos rojos por el cloro, es el pis

Una reciente campaña realizada por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos ha explicado que el cloro por sí solo no pone los ojos rojos tras bucear un rato por la piscina. Aunque toda la vida hemos pensado que este efecto es provocado por el producto químico que echamos en el agua para dar esquinazo a las bacterias, la realidad es otra muy distinta.
Según explica uno de los investigadores, cuando nadamos y nos quejamos de que tenemos los ojos rojos es realmente porque un bañista se ha hecho pis en la piscina. Esto se produce a consecuencia de que el nitrógeno de la orina se mezcla con el cloro y froma una sustancia llamada cloramina, que es lo que realmente nos provoca la irritación.

Eso, unido a bacterias fecales, sudor y otras sustancias que metemos con nosotros en el agua, es lo que produce el enrojecimiento de nuestros ojos. Es más, el olor característico del cloro no es tal, sino el olor que queda tras mezclarlo con la orina, ya que éste no huele de esa forma.

Leer el artículo completo: Ciencia Xplora
    Blogger Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar su comentario ;)