El cambio climático llevó a la extinción de la megafauna

El Pleistoceno fue un periodo geológico que tuvo lugar entre hace más de dos millones y medio de años y unos 12.000 antes de nuestra era. El final de esta época, la última parte de la historia geológica de la Tierra, estuvo marcado por la última gran glaciación y por la extinción de la megafauna. Hasta ahora se pensaba que la desaparición de los grandes mamíferos venía motivada solo por la acción del hombre. Sin embargo, un estudio ha revelado que fueron grandes cambios climáticos en la última etapa de la edad de hielo los que favorecieron la adaptación de nuestros parientes lejanos y pusieron al borde de la extinción a la megafauna.

La desaparición de todos esos grandes animales ha desconcertado a los científicos desde que se pudieron fechar los acontecimientos prehistóricos. La pregunta de por qué dejaron de existir los mamut, los ciervos gigantes, los dientes de sable o los armadillos gigantes ha sido todo un misterio sobre el que se ha especulado. Un meteorito, un gran cambio climático, la aparición del fuego o la caza indiscriminada por parte del hombre han sido algunas de estas hipótesis que de forma más o menos verosímil han calado en el imaginario popular. Películas como «Ice Age» o «10.000 a.C.» han especulado con mayor o menor rigor científico sobre este periodo y sobre cómo desaparecieron los grandes animales. Ahora, este estudio, publicado en la revista Science ha averiguado que fueron, en realidad, fases rápidas de cambio climático las que pudieron acabar con la megafauna al final del Pleistoceno.

Leer el artículo completo: ABC
    Blogger Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar su comentario ;)